La muerte de Maradona deja a todo un país desolado

Esta noche aún dominan la incredulidad y el estupor en Argentina. Han asomado ya las primeras lágrimas. Han sonado los cánticos de homenaje de una pequeña multitud en torno al Obelisco de Buenos Aires. Hay vigilias improvisadas junto a sus dos estadios, el Diego Armando Maradona de Argentinos Juniors y la Bombonera de Boca. Pero la auténtica despedida empieza en unas horas. La presidencia de la República Argentina calcula que hasta un millón de personas acudirán al velatorio en la Casa Rosada. La ciudad se prepara a toda prisa para unos días extraordinarios, emotivos y llenos de riesgos.

El luto nacional, decretado por el presidente Alberto Fernández, durará tres días. El desfile multitudinario, al menos dos. Se confía en que dos jornadas completas, jueves y viernes, ofrezcan tiempo suficiente para que quienes lo deseen puedan pasar junto al féretro y rendir tributo sentimental a un ídolo inmensamente popular. Será una pesadilla logística, agravada por la pandemia. Los infectólogos ruegan a la policía que imponga distancias, distribuya alcohol en cantidades masivas y evite las aglomeraciones. Pero temen un desastre.

Nada es más importante ahora que la muerte de Diego Armando Maradona. El presidente de la República ha suspendido todas sus actividades oficiales hasta el domingo. Los ministerios de Seguridad, Salud y Defensa participan en la confección de un plan de urgencia con un doble objetivo: que el duelo colectivo discurra con orden y que se produzca el menor número posible de contagios. En principio, la idea del trazado establece que la multitud se acerque a la Casa Rosada por la Avenida de Mayo, que las entradas se realicen de uno en uno en el edificio presidencial por la entrada de Balcarce 25 y que, tras un breve recorrido por el salón exterior donde se encontrará la capilla ardiente, salgan por Balcarce 50.

Alberto Fernández, seguidor de Argentinos Juniors, el primer club profesional de Maradona, expresó su deseo de que se controlara al segundo el tiempo de los visitantes en el espacio cerrado de la capilla ardiente. Mientras el presidente hablaba para un espacio radiofónico dando detalles sobre los preparativos, una brigada de trabajadores retiraba a toda prisa los andamios que flanqueaban la Casa Rosada por el lado de Balcarce. Todo tenía que estar perfecto. Fue Claudia Villafañe, la exesposa del futbolista y madre de sus hijas Dalma y Giannina, quien decidió que la última cita de Maradona con sus fieles tuviera lugar en un palacio de Gobierno en lugar de un estadio.

El presidente recordó que Maradona, siempre peronista, le visitó en la Casa Rosada en diciembre pasado, pocos días después del acceso de Alberto Fernández a la jefatura del Estado. Maradona se presentó en pantalón corto y así se asomó a saludar desde el balcón sobre la plaza de Mayo, el mismo que utilizaba Juan Domingo Perón. A nadie le importó.

Fernández se emocionó al recibir una camiseta de la selección nacional dedicada y firmada: “Para Alberto, con mi corazón de pueblo”, escribió quien fue el mejor futbolista y, además, muchas otras cosas, muy buenas algunas, muy malas otras. El ministro de Economía, Martín Guzmán, corrió como un adolescente desde su despacho (separado de la Casa Rosada por una calle) para que le firmara también a él una camiseta, la de Gimnasia y Esgrima, el club de La Plata del que es “hincha” y del que Maradona era técnico

Noticias Destacdas

La selección española humilla a Alemania (6-0) y accede a la Final Four de la UEFA

Una impecable primera mitad de España, con una posesión del 65 por 100 que recordó tiempos de oro vividos por la selección española, cimentó el triunfo español y lo empujó para meterse en la Final Four de la UEFA Nations League. Fueron tres goles, pero pudieron ser más. Las únicas malas noticias, las lesiones de Canales y de Sergio Ramos.

En la segunda parte la selección española no bajó el pistón. El árbitro anuló un gol a Morata, por fuera de juego. Pero siguió la tortura para la defensa alemana. Y cayeron los goles, hasta que Ferran Torres firmó un ‘hat-trick». Gran actuación coral de España, que funcionó como una sinfonía.

Estadio de La Cartuja. Sevilla.

ESPAÑA: Unai Simón; Sergi Roberto, Sergio Ramos, Pau Torres, Gayá; Ferran Torres, Koke, Canales, Rodri, Dani Olmo; y Morata. Después jugaron Fabián, Eric García, Oyarzabal, Gerard Moreno y Asensio.

ALEMANIA: Neuer; Max, Robin Koch, Süle, Ginter; Kroos, Gundogan, Goretzka, Gnabry, Werner y Sané.

Goles:

1-0. Min. 17. Morata.

2-0. Min. 33. Ferran Torres.

3-0. Min. 38. Rodrigo.

4-0. Min. 55. Ferran Torres.

5-0. Min. 71. Ferran Torres.

6-0. Min. 88. Oyarzabal

El dato

Alemania hace un siglo que no encajaba una derrota así. En 1954 perdió frente a Hungría por 8-3. La derrota ante España es aún peor.

El último ‘hat-trick’ de España lo consiguió Isco, en el triunfo 6-1 ante Argentina, de 2018.

Noticias Destacadas

El Real Murcia y UCAM Murcia confían en que no se pare la Segunda "B", aunque se decrete confinamiento domiciliario

El fantasma del confinamiento domiciliario revolotea por el deporte regional, como una amenaza que acecha y que puede torcer previsiones y cálculos. Como el hombre del campo que mira al cielo, a ver si lloverá o no, los deportistas y directivos están pendientes de las noticias que emanan de la segunda ola de la Covid-19. El Cartagena, ya en clase preferente, integrado en el fútbol profesional, puede estar más tranquilo. Pero la inquietud anida en los equipos murcianos de la Segunda División «B». El anterior confinamiento domiciliario detuvo esta competición, anulando un puñado de jornadas. En el Real Murcia no creen que tal cosa pueda ocurrir de nuevo, y recuerdan que no es la medida adoptada por otros países europeos que han encerrado en sus casas a los ciudadanos. Se permite la actividad esencial. Y el fútbol sigue vivo. El Yeclano Deportivo está en la misma línea de pensamiento. Ya Alejandro Sandroni advirtió de los peligros de desaparición que enfrentaría el club azulgrana si no entraba público a La Constitución. Un nuevo parón de la competición transformaría en imposible la supervivencia de este modesto equipo. Los clubes esperan a que si hay un nuevo confinamiento, sea más laxo que el anterior, y permita el desenvolvimiento de una actividad profesional, como es practicar deporte.

El UCAM Murcia se expresa con rotundidad: «No se pueden parar los partidos, porque existen protocolos autorizados, medios de rastreo por parte de la Federación y máxima predisposición de los clubes. Debe dejarse disputar el mayor número de partidos posibles mientras existan condiciones de seguridad y prevención. Los equipos de la Segunda B han sufrido en exceso esta lacra. La falta de planificación, la pobre disposición de medios y kits de rastreo y la escalada de casos, nos ha dejado en una posición débil frente a las Administraciones», concluye José Luis Mendoza García, muy analítico.

Desde la Dirección General de Deportes son extremadamente prudentes, dejando abierta la incógnita sobre qué pasaría con esa categoría de la Segunda «B» si es decretado un segundo confinamiento domiciliario. Y no solo se mira al fútbol, sino al resto de competiciones nacionales no profesionales, que también quedarían encerradas entre dos grandes signos de interrogación.

De momento, activo en actual toque de queda, la Comunidad Autónoma de Murcia, amparado en el punto k) del artículo 1 del Decreto 7/2020, autoriza a todos los deportistas de la Región, con licencia federativa, siempre que se desempeñen en ámbito nacional, a que se desplacen por todos los municipios de la Comunidad para entrenar, o competir. Eso sí, precisarán de un certificado expedido por la Federación Española correspondiente.

La Unión y el Racing Murcia empatan en su último partido

El Racing Murcia y La Unión empataron a uno en el partido celebrado este domingo en el Campus Universitario. El Racing Murcia llegó con ganas de retornar al camino de la victoria después de perder el último partido frente al Cartagena B por un marcador de 2-0. Por parte del equipo visitante, La Unión venía de vencer 3-2 en casa al Muleño en el último partido celebrado. Tras el resultado obtenido, el equipo local es octavo, mientras que La Unión se quedó con el liderato de la Tercera División.

En el primer periodo ninguno de los equipos estuvo acertado de cara al gol, por lo que los primeros 45 minutos concluyeron con el mismo resultado de 0-0.

En el segundo tiempo llegó el gol para el conjunto unionense, que estrenó su marcador con un tanto de Hankammer en el minuto 64. Puso las tablas el equipo pachequero por medio de un gol de Joaquín a los 65 minutos, finalizando el enfrentamiento con un marcador de 1-1 en el luminoso.

Con este resultado, el Racing Murcia se queda con un punto y La Unión con cuatro puntos.

El próximo compromiso de la Tercera División para el Racing Murcia es contra el Mar Menor, mientras que La Unión se enfrentará al Mazarrón FC.

Ficha técnica
Racing Murcia:Simón Ballester, Sergi Valls, Monty, Mario, Juan Prefacio, Nico, Joaquín, Manolo, Chupi, Chemita y Carlos Álvarez
La Unión:Savu, Juan Alfonso Acosta, Cristian, Chema, Paco Collados, Hankammer, Sergio Jiménez, Perico, Ketchup, Couto y Nono
Estadio:Campus Universitario
Goles:Hankammer (0-1, min. 64) y Joaquín (1-1, min. 65)